Una colección diseñada fantásticamente e inspirada en viajes. Objets Nomades incluye modernas sillas, mesas, sofás y lámparas, por ejemplo. Una línea que rinde tributo a la innovación que identifica a Louis Vuitton.

La creatividad, funcionalidad e innovación han impulsado a Louis Vuitton durante más de 160 años. En este sentido, la colección Objets Nomades mantiene viva la larga tradición de objetos confeccionados de manera maravillosa. Y por supuesto, inspirada en viajar. Desde su creación en 2012, algunos de los diseñadores más reconocidos del mundo han imaginado impresionante Objets; que luego han sido creados por la firma.

Los prototipos experimentales que componen la colección Objets Nomades rinden tributo a los pedidos especiales del pasado de la Casa. Como el icónico Baúl Cama producido en 1874 para el explorador francés Pierre Savorgnan de Brazza. Además, agregan las visiones contemporáneas y transgresoras de diseñadores creativos de todo el mundo. Ejemplo de ello son los hermanos Campana; Atelier Oï; Maarten Baas; Barber & Osgerby; Damien Langlois-Meurinne; India Mahdavi; Oki Nendo; Gwenaël Nicolas; Raw Edges; Patricia Urquiola; Marcel Wanders; Tokujin Yoshioka y, más recientemente, André Fu y Atelier Biagetti.

En 2018, Petits Nomades se unió a Objets Nomades, una serie de creaciones decorativas más pequeñas. Pero funcionales y hermosas, que fueron realizadas por una selección de diseñadores de Objets Nomades, que incluye a Atelier Oï y Tokujin Yoshioka.

Llevar el diseño a otra dimensión  

En la actualidad, la colección creció e incluye la serie completa de Objets Nomades y Petits Nomades. Desde sillas mecedoras y espejos, a mesas, lámparas, bancos y sofás. Conjuntamente, cada proyecto es una nueva oportunidad para que diseñadores y artesanos creativos combinen su savoir-faire. De esta manera, interpretan los valores tradicionales de la Casa de su propia manera creativa. Además, cada uno personifica sus ideales compartidos: amor por la belleza de los materiales finos, la posibilidad de las formas y las proporciones en un cuidadoso equilibrio, artesanía compleja y meticulosa, y una increíble atención al detalle.

Pasaron más de 160 años después de que Louis Vuitton empezara a explorar nuevos territorios e ideas de viaje. En este sentido, la colección Objets Nomades se puede considerar como la prueba de que la Casa no ha perdido su sentido de la aventura.