Los clásicos tonos del arcoíris se tonifican con la nueva creación de la marca: Hidden Prism. Se trata de doce bellos tonos con variedad de fórmulas, para diferentes resultados.

La nueva colección OPI es una experiencia de luz y magia con un homenaje al arcoíris. Hidden Prism fantasea con una paleta de colores pasteles con doce tonos.

Los esmaltes Hidden Prism poseen diferentes fórmulas. Con el objetivo, por un lado, de lograr uñas radiantes a la luz del sol. Y, por el otro, con detalles de glitter. Pasando por un resultado reluciente a la luz de la luna, con un brillo iridiscente.

Asimismo, en Hidden Prism, los tonos eléctricos toman un terminado cálido. Mientras que los pasteles vibrantes en rosas y violetas, dan un brillo soñado a las uñas. Conjuntamente, los esmaltes del agua, como el azul y el verde, provocan una nostalgia por los días largos de verano. Y, sutilmente, naranjas y corales relucientes, trasladan rápidamente a los días calurosos y a las noches cálidas.

Una línea alegre, divertida, y luminosa que se adapta a las tendencias actuales sin dejar se der atemporal. Mientras se conjugan colores frescos para adaptarse a los gustos y necesidades de quienes quieran disfrutarla.